María Cabral

 Eres dulzura, paciencia y ternura,
 amor dedicado que da lo que tiene
 sin esperar nada a cambio.

Eres una flor, pero sin espinas
que desprende aromas desconocidas.
Tu labor en el mundo
da continuidad  a la obra de Dios
al permitir nacer
de tí un nuevo ser.

Eres cuidadosa, la mejor maestra,
 pues con tu amor, logras dedicarte y
transformar lo rústico en  obra de arte.

 Siempre luchadora e incansable,
 Madrugas con deseos de mimar temprano
 A lo más preciado,
Tus hijos dorados.
1 Response
  1. tubeth2000 Says:

    El cuadro de comentarios si te funciona mujer!!


Publicar un comentario

Gracias por sus comentarios